La Guardia Civil investigó a tres personas por delitos continuados de robo con fuerza en Gran Canaria

Valore esta noticia
10/10
  • Los autores perpetraban los hechos en una empresa del Puerto de La Luz
  • Los efectos sustraídos fueron especialmente herramientas y repuestos

La Sección Fiscal y de Fronteras del Puerto de La Luz de la Guardia Civil en Las Palmas de Gran Canaria, identificó e investigó los pasados días 25 de septiembre y 11 de octubre a tres personas, uno de ellos con antecedentes por hechos similares, como supuestos autores de delitos continuados de robo con fuerza en las cosas, al irrumpir hasta en siete ocasiones diferentes en una empresa, sustrayendo diversas herramientas, repuestos e incluso combustible, valorado todo ello en  9.376 euros, en una empresa ubicada en el Puerto de La Luz.

Conocimiento de los hechos

La Guardia civil tuvo conocimiento de los hechos el día 24 de agosto del presente,  a raíz de una denuncia interpuesta por la empresa afectada, poniendo en conocimiento que el pasado mes de agosto entre el día 08 y el día 21, hasta en siete ocasiones habían irrumpido en la nave donde está ubicada la empresa de forma muy sospechosa, ya que sustrajeron diverso material e incluso combustible, sin ocasionar daños en los elementos de acceso al edificio, ni en cerraduras, pasando así desapercibido los autores de lo sustraído.

Investigación e indagaciones policiales

La Guardia Civil realiza las diligencias de investigación oportunas para poder esclarecer los hechos delictivos, como visionado minucioso de cámaras de cientos de horas existente donde se perpetran los delitos, vigilancia donde se cometen los ilícitos, las averiguaciones e indagaciones oportunas para la localización del domicilio de los presuntos autores y las inspecciones técnico policiales de la nave, pudiendo así recabar todas las pesquisas policiales para identificar a los autores de los hechos delictivos.

Por ello, era evidente que los allanamientos pasaron desapercibidos porque los supuestos autores contaron con la ayuda de personal de la empresa, quienes facilitaron el conocimiento de los efectos valiosos a sustraer, su ubicación, así como los medios necesarios para la comisión de los hechos para poder actuar con mayor destreza y agilidad para sustraer el material de la nave, llegando incluso los empleados de la empresa, facilitar una llave a los supuestos autores que permitió que los hechos pasaran inicialmente desapercibidos.

Las diligencias instruidas fueron entregadas en los Juzgados de Instrucción de Las Palmas de Gran Canaria, si bien continúan las gestiones tendentes a la recuperación de los efectos sustraídos.