Los cielos cuentan
la gloria de Dios;
y mi cuerpo proclama
la pericia de tus manos.
Si quieren que los ojos cierre,
tus manos palpan mi nuca;
si mi murmullo apetecen,
sensual abrazo me acuna.
Si las estrellas pregonan
esplendor de paraíso;
tus manos allí me llevan
en abandono sumiso.
Si los astros por placer
crean músicas celestes;
tu mano con su ternura
sinfonías me promete.
Si el cielo entero, hacia mí,
vuelca un caos de planetas;
tu mano sobre mi piel
dibuja en paz mi silueta.
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando...
Esta es la opinión de los lectores y en ningún caso corresponde con la de nortegrancanaria.com.

No se permitirán comentarios ofensivos o contrarios a las leyes españolas.

Cualquier comentario ofensivo será eliminado automáticamente y se bloqueará la IP para que no pueda dejar comentarios sucesivos.

Tampoco se permitirán mensajes que no estén relacionados con la noticia.

El envío de comentarios supone la aceptación de las condiciones de uso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Add New Playlist